Menú GSC - Obras y Reformas

Diferencia entre parquet y tarima

Diferencia entre parquet y tarima

Diferencia entre parquet y tarima

 

Si te preguntas cuál es la diferencia entre parquet y tarima, seguramente estás planteándote una nueva imagen a tu vivienda o a tu negocio y has decidido averiguar cuál es la mejor opción para ti. Lo cierto es que mucha gente habla de ambos materiales como si fueran intercambiables y eso induce a cierta confusión.

Existe en el mercado una gran variedad de suelos de madera, y de otras soluciones que imitan su acabado, como comprobaremos a la hora de elegir qué tipo de suelo queremos para nuestra reforma. En este artículo te explicamos en qué se diferencian las dos variedades más buscadas para que puedas elegir la opción que mejor se ajusta a tus necesidades.

 

Características del parquet

El parquet es un tipo de suelo consistente en tablillas de madera natural, de ancho y largo variable según fabricante y material, con un grosor habitual de alrededor de 1 cm. Estas tablillas se instalan pegándolas sobre el suelo original, bien nivelado, tras lo que se procede a acuchillar el parquet y barnizarlo.

A grandes rasgos, el parquet puede ser macizo, formado por una sola pieza de madera, o multicapa, formado por varios materiales. En esta diferencia de material encontramos también una gran variedad de precios.

El parquet de madera maciza, por regla general, resiste mejor el paso del tiempo, ya que se puede lijar muchas más veces. El parquet multicapa suele estar formado por una base de chapa, una capa central de diferentes materiales para aportar estabilidad, la capa de madera propiamente dicha, y varias capas de barnizado. Las veces que se pueda lijar y mantener en buen estado dependerán en gran medida del grosor de la capa de madera.

Características del parquet

 

Características de la tarima flotante

El principal rasgo de la tarima flotante es que se instala sin pegar directamente al suelo original. En otras palabras, queda “flotante”. Las tablas van encoladas entre sí, o unidas mediante clic en los modelos diseñados a tal efecto. Este tipo de unión entre tablas, cuyo resultado es una especie de puzle, se denomina machihembrado.

La tarima flotante de madera suele contar con unos 15 mm de espesor, de los cuales la capa de madera noble tiene alrededor de 3 mm. No requiere barniz, ya que viene acabado de fábrica, listo para instalar.

La tarima flotante laminada o sintética tiene un menor grosor, de unos 8 mm, ya que no cuenta con la capa de madera, y se puede encontrar en diferentes calidades de mayor o menor resistencia a la abrasión. Es habitual que las de mayor resistencia se instalen en negocios y locales comerciales. El uso de la tarima flotante sintética en viviendas se ha popularizado enormemente en los últimos años gracias a la gran variedad de acabados en los que ésta se puede encontrar.

 

Parquet o tarima flotante: cuál elegir

¿No te decides entre parquet o tarima flotante? Como hemos visto, las principales diferencias, más allá de los posibles acabados estéticos que ofrecen ambas opciones, radican en la instalación y en su posterior mantenimiento, pero también en el precio.

Mantenimiento de parquet

El lijado de parquet para su mantenimiento resta casi 2 mm del grosor de la madera. Por este motivo, el parquet de madera maciza resiste más años, siempre que su limpieza con los productos adecuados se lleve a cabo regularmente. El parquet multicapa cuenta con una capa de madera más fina, bajo la cual se encuentran las otras capas de material y, por lo tanto, resistirá menos lijados.

A mayor grosor de madera natural, más caro será el parquet. Además, su lijado periódico y los productos de limpieza de parquet también conllevarán un coste. No obstante, el parquet ofrece una mayor belleza y va fijado completamente al suelo, evitando los ruidos que a menudo se hacen al pisar tarima.

 

Mantenimiento de tarima flotante

Ya se trate de tarima terminada en madera o en material sintético, la instalación de las tablas resulta más sencilla, y no requieren de barnizado posterior. Además, sus acabados pueden imitar la madera u otras texturas, lo que ofrece muchas posibilidades en interiorismo. Sin embargo, al no ir pegada al suelo, las pisadas no se amortiguan igual y pueden hacer ruido.

La tarima flotante de madera ofrece un mejor acabado estético, pero es más delicada que la sintética. En ambos casos, es aconsejable utilizar una aspiradora y accionar para ella la posición de cepillo para evitar rallar la tarima con el polvo o cualquier otro pequeño objeto, y limpiar posteriormente con una mopa o fregona, tras lo que es aconsejable eliminar la humedad excesiva con trapos secos.
Mantenimiento de tarima flotante
 
Si estás pensando en reformar tu vivienda o negocio, los suelos de madera o que imiten la textura de la madera son una buena opción para aportar sensación de calidez. Además, contribuyen a un mejor aislamiento del espacio. Podemos asesorarte en la elección e instalación de los mejores materiales para tu reforma. Contacta con nosotros y solicita tu presupuesto sin compromiso.